Manuel ‘Triki’ Beltrán afronta de nuevo un reto mayúsculo y que conoce de primera mano. El corredor jienense regresa al desierto de Marruecos para disputar una vez más una de sus pruebas favoritas: la Titan Desert. Será la séptima edición en la que el biker del Bujarkay-MMR tome la salida en una carrera que este año se celebrará del 8 al 13 de mayo y que vuelve a su esencia recuperando el desierto del país africano.

La última presencia de Beltrán fue en 2018, cuando completaba la competición en 10ª posición, siendo la tercera vez que finalizaba entre los diez primeros clasificados de esta exigente cita. De esta forma, el ciclista exprofesional completaba por sexta ocasión la carrera y lo hacía un año después de haberse convertido en ‘Titan Legend’, reconocimiento que obtienen los corredores que ruedan más de 3.500 kilómetros en cualquiera de las pruebas con el sello Titan.

Y es que la relación de Triki con la familia Titan está más que consolidada. Además de esas seis participaciones anteriores en la Titan Desert, el de Jaén completó en 2015 la Titan Tropic que tuvo lugar en Cuba y el pasado diciembre se clasificó 7º en la novedosa Titan Series Almería.

Manuel Beltrán, que portará el dorsal número 14, se enfrenta a este desafío con la misma ilusión que en su estreno en esta carrera en 2011: “Es una aventura total. Por una parte, tenemos un recorrido siempre atractivo en el que prima la navegación y en el que las infinitas llanuras desérticas son el protagonista junto a la dunas e impresionantes montañas. Pero por otra, y más importante, está la experiencia en el campamento, lo que compartimos con el resto de participantes. Ese espíritu Titan está muy presente durante todos esos días y la convivencia en el mismo campamento y con las mismas condiciones es algo muy especial”.

Marruecos volverá a acoger la Titan Desert. Una relación que se extiende durante 16 años, desde la primera edición, en 2006, y que solo se vio interrumpida en 2020 por la incidencia de la COVID-19, año en el cual la prueba se celebró en el único desierto en el continente europeo, el desierto almeriense de Tabernas.

La Škoda Titan Desert Morocco 2022, que presenta una normativa con diferentes medidas sanitarias como prevención contra la COVID, recupera así la que siempre ha sido su seña de identidad: el desierto infinito. Seis días de carrera, para un total de 645 kilómetros, que arrancará el día 8 de mayo con una etapa con salida y meta en la localidad de Merzouga. Será la tercera vez que el pequeño poblado del desierto de Marruecos acoja la salida de la primera etapa de la carrera, tras las ediciones de 2012 y 2019.

Más de 600 kilómetros de recorrido separarán a los corredores de convertirse en titanes de pleno derecho. Seis etapas hasta llegar a la región de Maadid, que es final habitual de la prueba. La edición de este año incluirá nuevos desafíos que pondrán a prueba las facultades de los participantes. La navegación, por ejemplo, será uno de los grandes ejes de la Škoda Titan Desert Morocco 2022, con diferentes retos para medir las capacidades de los aspirantes.

Dos podios esta temporada
El de Jaén valora esta primera parte del curso: “Llevo tiempo diciendo que ha llegado un momento en mi carrera en el que los resultados no importan. Estoy disfrutando de esta filosofía de vida y cada prueba es un desafío en el que me pruebo a mí mismo y, sobre todo, comparto experiencias. Lo haré un año más en la Titan Desert, pero lo hago en cada una de las pruebas donde acudimos y este inicio de campaña está siendo una buena muestra de ello.”

“Estoy feliz de poder seguir disfrutando sobre la bicicleta de esta persona y hay empresas que colaboran conmigo año tras año como Bujarkay, MMR y Gsport, al igual que a TBTraining, Pedalmoto, Óptica Amate y BeeHi, que lo hacen posible”, destaca Triki, quien también poner en valor la labor “de ese grupo de personas que no se ven pero que siempre están ahí poniendo su importante granito de arena para que yo solo me preocupe de darle a los pedales”.

Con su participación en la prueba desértica el que fuera profesional durante trece temporadas en equipos como Mapei, Banesto, Coast y Discovery Channel continúa un curso que arrancó completando La Leyenda de Tartessos, que celebraba su primera edición con un recorrido de 220 kilómetros y 4.700 metros de desnivel en cuatro etapas en una prueba de categoría UCI S2.

Además, Beltrán ha participado en el Open BTT Andarax, donde fue 8º, y en la Power Race León, primera cita de la Copa de España de BTT Ultramaratón y donde se clasificó 9º. También ha tomado la salida en la BerchoExtrem y en el Bike Maratón Montes del Sella, además de sumar dos podios, siendo tercero tanto en la MTB Guzmán el Bueno como en la Volta Cicloturista a Formentera en BTT.

La próxima cita este año para el corredor del Bujarkay-MMR será el Open MTB Puerta de la Alpujarra, que se desarrollará en la localidad granadina de Lanjarón el próximo fin de semana en dos jornadas (23 y 24 de abril). El sábado se disputará una contrarreloj semiurbana de 6 kilómetros y 390 metros desnivel acumulado y un día más tarde se celebrará un medio maratón de 42 kilómetros de distancia y 1.690 metros de desnivel acumulado positivo.