El alcalde de Jaén, Julio Millán, y la teniente de alcalde y concejala de Promoción Económica, María Cantos, han recibido el apoyo sin fisuras de PROA, la asociación de empresarios y profesionales de Jaén al trabajo que el Ayuntamiento está realizando para convertirse en sede de una de las instalaciones logísticas del Ejército que el Ministerio de Defensa tiene previsto desplegar en los próximos años a través del Plan Colce (Concentración de Órganos Logísticos Centrales del Ejército). Ambos han agradecido el apoyo sin fisuras que esta entidad ha brindado proponiendo incluso la participación activa en aquellas cuestiones en las que pueda ser necesaria su presencia como entidad.

Una representación de miembros de esta entidad ha conocido más de cerca el proyecto con el que el Consistorio opta a que Jaén sea finalmente una de las sedes de estas instalaciones del Ejército que con una inversión de 300 millones de euros apoyada por los fondos estatales y regionales de los que Jaén se beneficia permitiría más de 1.400 puestos de trabajo. Junto a ello, se produciría un desarrollo sin precedentes del empleo indirecto en Jaén, un despliegue de un ecosistema de empresas especializadas en torno a la logística de material del Ejército, especialmente el electrónico, y un retorno anual de más de 500 millones de euros para una ciudad y una provincia, Jaén, que como ha recordado el alcalde, Julio Millán, merecen este revulsivo. Millán ha recordado además la fuerte implicación de Jaén en este proyecto gracias a la Oficina de Captación de Inversiones y la Concejalía de Promoción Económica, que están apuntalando un expediente muy completo con el que Jaén gana posiciones apoyada además por las múltiples adhesiones sociales que está teniendo.

En esta línea se ha pronunciado María Cantos, quien ha explicado el trabajo de localización del terreno, con una situación en cuanto a servicios y posición geográfica estratégica, en un nudo de comunicaciones singular, la labor de captación de inversiones para apoyar la implantación de esta base y el trabajo sin precedentes de unidad política y social de toda la provincia en torno al convencimiento de que el empleo, la riqueza y el futuro de Jaén pasan en cierta forma por este proyecto que movilizaría todas las necesidades de distinto orden que el Ejército de Tierra puede tener y que pasarían por su sede de Jaén. Cantos y Millán han recordado el impulso frente a la despoblación, el gran papel que juegan entidades como la Universidad de Jaén, con una cantera de profesionales preparados para establecer sinergias entre desarrollos militares y civiles, entre otras cuestiones.

Por su parte, María Dolores Cabrera, vicepresidenta de PROA, ha señalado que esta iniciativa “es un puntal” muy necesario para Jaén. “El proyecto con el que opta el Ayuntamiento es una apuesta fuerte, para el que creemos que la ciudad y la provincia están preparadas no solo por su posición geoestratégica sino por el importante desarrollo de empresas punteras puede tener y su consecuencia para la riqueza y el empleo, con una importante referencia al trabajo en este sentido que nuestra Universidad puede jugar”, ha dicho. Cabrera ha recordado que este proyecto suma y no resta y todas las adhesiones sociales que pueda tener repercuten además en la autoestima y la capacidad de Jaén de optar con fuerza a conseguirlo.