La Consejería de Fomento, Infraestructuras y Ordenación del Territorio que dirige Marifrán Carazo ha remitido hoy al Ayuntamiento de Jaén el borrador de convenio de colaboración a suscribir entre ambas administraciones para la puesta en servicio del tranvía de Jaén. El contenido del mismo se adapta tanto al acuerdo del Consejo de Gobierno del 12 de junio de 2018 sobre la Declaración de Interés Metropolitano de este transporte, como al consenso alcanzado el pasado 9 de octubre en la reunión técnica celebrada por responsables de ambas administraciones para la reactivación de este transporte, que se impulsó en la reunión del pasado 30 de julio entre la consejera Marifrán Carazo y el alcalde de Jaén, Julio Millán.

Marifrán Carazo ha subrayado el “compromiso firme” del nuevo Gobierno andaluz para desbloquear esta infraestructura “que lleva más de ocho años paralizada sin que la ciudad de Jaén y su área metropolitana puedan haber rentabilizado social, medioambiental y económicamente una inversión de más de 120 millones de euros en todo este tiempo”.

Tal y como se comprometió la Consejería, el borrador se ha remitido antes de la finalización del presente año para que el Consistorio pueda analizarlo y avanzar así en su formalización definitiva. Los términos del convenio y la fórmula de colaboración por ambas administraciones venía ya reflejada en la citada Declaración de Interés Metropolitano, pues determinaba que el Ayuntamiento de Jaén entregaba en favor de la Consejería las infraestructuras, instalaciones y material móvil del tranvía, con un sistema de aportaciones para la reactivación y explotación anual que se desglosaba entre el 75 por ciento de la diferencia entre la tarifa técnica y la real multiplicada por el número de viajeros por parte de Junta, y el 25 por ciento restante de este parámetro por parte del Consistorio.

Igualmente, el borrador del convenio incluye el acuerdo alcanzado en la segunda reunión de la mesa técnica de trabajo para la reactivación del sistema tranviario, celebrada el pasado 9 de octubre, que permitió desbloquear la negociación entre ambas administraciones, algo que no llegó a prosperar al final de la pasada legislatura.

En concreto, se indica que la tarifa técnica integrará en su estructura de cálculo (75 por ciento Junta /25 por ciento Ayuntamiento) la financiación también de los saldos de la adquisición del material móvil que se generen a partir de la firma del citado convenio, que con carácter previo correspondía sufragar al cien por cien por el Consistorio, conforme a lo estipulado en el anterior convenio, del 17 de diciembre de 2008, y en la addenda de mayo de 2010, cuando la gestión del tranvía recaía en la administración municipal, así como el pago íntegro del 50 por ciento de la Dirección de Obra y del cien por cien de las cuotas por la adquisición del material móvil, que en virtud de la citada addenda se subrogó la Agencia de Obra Pública de la Junta de Andalucía para su arrendamiento al Ayuntamiento, con opción de compra.

A la tarifa técnica se imputará también la financiación de las actividades necesarias para la puesta en servicio de la infraestructura tranviaria, así como de los gastos de operación que requiere la correcta explotación del sistema tranviario.

Igualmente, entre las obligaciones de ambas administraciones se indica que la licitación y adjudicación del servicio de operación y mantenimiento del sistema tranviario corresponderá a la Consejería, mientras que el Ayuntamiento planificará su política de transporte y tráfico teniendo en cuenta la existencia del tranvía, promoviendo así políticas de aparcamientos y reordenación de líneas de autobuses urbanos acordes a la más óptima integración y combinación intermodal del tranvía y el transporte urbano por autobús. Igualmente, se contempla la realización de un estudio de viabilidad sobre el emplazamiento de la estación de autobuses de Jaén en la zona de Vaciacostales, donde se localiza el parking disuasorio del tranvía y la parada término.

El sistema tranviario de Jaén, cuyo proyecto, ejecución de obra y financiación del material móvil fue asumida por el Gobierno andaluz tras una inversión de más de120 millones de euros, fue entregado por la Junta al Consistorio el 18 de abril de 2011, sin que llegara nunca a ponerse en servicio comercial. Su trazado consta de 4,7 kilómetros y diez paradas.

Según explicó Marifrán Carazo en sede parlamentaria el pasado noviembre, el proyecto del tranvía de Jaén pasó de un coste inicial de 83 millones de euros a 121 millones, sumando las reclamaciones judiciales y los costes financieros, un desvío del 45 por ciento que la consejera ha lamentado.

 

El alcalde fiscalizará la propuesta del convenio del tranvía, que someterá a aprobación en un pleno extraordinario y urgente convocado solo a este efecto

El alcalde de Jaén, Julio Millán, ha señalado que se está estudiando la propuesta de convenio entre la Junta de Andalucía y el Ayuntamiento de Jaén para la puesta en marcha del tranvía remitido a última hora de hoy al Consistorio desde la Consejería de Fomento. Millán ha señalado que pese a lo ajustado de los plazos de recepción de este documento (26 de diciembre con solo dos días laborables más en el calendario) el Ayuntamiento de Jaén “ha puesto todos sus mecanismos en marcha para fiscalizarlo y someterlo a la mayor brevedad posible a un pleno extraordinario y urgente convocado solo a este efecto”.

Así, el regidor indica que es necesario que sobre el acuerdo se pronuncien tanto la Intervención Municipal como la Secretaría General del Ayuntamiento, de tal manera que estos informes sean los que puedan elevarse a ese pleno como trámites absolutamente necesarios en un acuerdo de esta envergadura. “Más allá de este proceso no habrá ni un segundo más de dilación para su puesta en marcha; ocho años ya han sido suficientes para esta ciudad, para sus vecinos y para sus empresarios y profesionales”, destaca. En este sentido recuerda que el tranvía no es solo un medio de transporte que mejora Jaén en términos de movilidad y sostenibilidad haciéndola capital del siglo XXI, sino que “es un activo económico, un factor que muchos siempre hemos sabido ver durante todo este tiempo”.

El edil señala que el tranvía es ese gran ejemplo “de cómo en Jaén tenemos que entender que los proyectos que son buenos para la ciudad no deben medirse por mandatos, sino que su vigencia va más allá. Nuestra altura de miras debió siempre acompañar a este”, remarca. “Con un salto temporal de ocho años el tranvía es hoy presente absoluto y un gran futuro para nuestra ciudad”, remarca Millán, quien agradece “ese clima de entendimiento y colaboración absoluta que siempre debió imperar y que dos administraciones han hecho posible en este periodo”.