La diputada socialista y candidata al Congreso Laura Berja advirtió hoy que empieza a vivirse una situación de “alerta social” en materia sanitaria en la provincia de Jaén y subrayó que el próximo 10 de noviembre hay que ir a votar porque en España “nos jugamos dos modelos sanitarios muy distintos, el que defiende la sanidad pública y el que promueve deterioro, recortes y privatización”.

Berja, que ha mantenido hoy una reunión con los responsables del Colegio de Enfermería de Jaén junto al también candidato socialista Manuel Fernández, afirmó que las elecciones generales del 10 de noviembre “son determinantes para elegir un modelo de país para el futuro” y que hay dos opciones: “Avance y progreso con el PSOE y retroceso y recorte con las derechas”.

“El PSOE defiende un modelo de sanidad pública con suficiencia de recursos y con apuesta política para protegerla. Mientras tanto, el Gobierno andaluz de PP y Ciudadanos están desmantelando la sanidad en Andalucía y deteriorando la calidad del sistema con el único objetivo de impulsar las privatizaciones”, alertó.

Berja denunció que “hay carencia de recursos en los profesionales sanitarios, las bajas no se están cubriendo y por tanto hay déficit de atención sanitaria”. Además, las listas de espera “se están alargando”, lo que supone una clara contradicción, puesto que PP y Ciudadanos “venían a acabar con las listas de espera, pero no sólo no las han eliminado, sino que las han aumentado”.

Calificó de “aberrante” que hace unos días hubiera “un solo profesional de Enfermería para atender a medio centenar de usuarios” en un hospital de la provincia y sentenció: “Todo esto no se puede consentir; eso es debilitar el sistema público que tanto trabajo y esfuerzo ha costado conseguir. Las políticas de PP y Ciudadanos son de recorte, de insuficiencia y de incapacidad, y este modelo no podemos trasladarlo al Gobierno de España”, recalcó.

Esta reunión con el Colegio de Enfermería se enmarca dentro de los contactos que la candidatura socialista está manteniendo con organizaciones, colectivos y colegios profesionales de cara a las próximas elecciones generales. Berja valoró al Colegio de Enfermería de Jaén como “una institución de referencia, centenaria y avalada por su prestigio”, por lo que consideró importante conocer su diagnóstico de la situación sanitaria en la provincia, así como sus aportaciones para mejorar el sistema, puesto que se trata de “profesionales que están sobre el terreno y que saben perfectamente cómo está la sanidad”.

Por su parte, el presidente del Colegio, José Francisco Lendínez, abogó por cambios en la sanidad andaluza, puesto que “faltan recursos humanos”. Especificó que para igualarnos a Andalucía, “que es la penúltima comunidad en recursos humanos”, hacen falta 1.000 enfermeros en la provincia. Para acercarse a la ratio de España, harían falta casi 2.000 y para acercarse a la ratio europea haría falta unos 3.500 más. “Hay una carga laboral impresionante, una inestabilidad laboral absoluta y discriminación económica respecto a otras comunidades y países. Esto hace que la gente emigre y se vaya fuera de la provincia”, manifestó.