Agentes de la Policía Nacional han detenido en Jaén a un peligroso y violento delincuente que estaba fugado de la justicia francesa. Sobre el arrestado pesaba una orden internacional de búsqueda y detención para extradición que había sido emitida por las autoridades francesas por haber sido identificado como el presunto autor de un homicidio en grado de tentativa y robo, ambos delitos cometidos en París el día cinco de abril del presente año.

Los investigadores de la UDEV-PERSONAS estaban buscando a T.L. de 28 años, natural de Marruecos, que estaba siendo reclamado por las autoridades francesas, ya que se había dado a la fuga después de cometer una tentativa de homicidio y el asalto y robo de una vivienda en París, hechos por los que se enfrentaba a 30 años de cárcel.

Los hechos sucedieron en París (Francia) sobre las 02:00 horas del día cinco de abril del presente año. El arrestado, presuntamente había accedido por la fuerza a un domicilio de París cuando fue sorprendido por el propietario de la vivienda, al verse descubierto, arremetió contra el anciano golpeándolo varias veces para después descargar su rabia estrellando varias sillas sobre su cabeza causándole un colapso cardiovascular. Creyendo que la víctima yacía moribunda y con el fin de asegurar su muerte, le apuñaló en repetidas ocasiones con un cuchillo en los brazos y el rostro con inusual violencia para, después darse a la fuga.

La policía francesa inició sus investigaciones encontrando en la escena del crimen diferentes pruebas e indicios que consiguieron identificar al presunto autor de los hechos. Sin embargo el arrestado utilizaba hasta cinco identidades falsas, facilitando por ello la huida de Francia.

Conocido por la Policía Nacional por actos de violencia intencional y robos con fuerza cometidos en 2017

Ante el requerimiento internacional de las autoridades francesas, la Policía Nacional inició la búsqueda del presunto autor de los hechos identificándolo como T.L. de 20 años, de nacionalidad marroquí, conocido por la UDEV-PERSONAS de la Comisaría de Jaén por contar con varios detenciones por diferentes robos con fuerza, siendo una persona extremadamente violenta y agresiva que tenía su residencia establecida en la capital jienense. Una vez efectuada su detención fue trasladado hasta la Audiencia Nacional para posteriormente ser entregado a la policía francesa.