El alcalde de la ciudad, Javier Márquez, acompañado por el teniente de alcalde y concejal de Mantenimiento Urbano, Medio Ambiente y Área de Zonas Productivas, Juan José Jódar, ha visitado la calle La Luna tras la finalización de las obras de asfaltado y mejora que el Ayuntamiento ha llevado a cabo durante este verano para “perjudicar lo menos posible a los vecinos”. Una actuación enmarcada en el primer Plan de Mejora, Asfaltado y Conservación que el Ayuntamiento está llevando a cabo en la ciudad.

Juan José Jódar ha explicado que estos trabajos han consistido en el asfaltado de 3.900 metros cuadrado que “han regularizado por completo la textura de toda la calle” y en la mejora de 200 arquetas y distintos pozos e imbornales de recogida de aguas fluviales.

Jódar ha subrayado el “esfuerzo” por parte del alcalde al apostar por la mejora de las calles de la ciudad con este Plan de Mejora, Asfaltado y Conservación. “Un plan que viene a demostrar que los impuestos que los ciudadanos pagan redundan en mejorar la vida de los vecinos y en el tránsito por sus calles”.

El teniente de alcalde y concejal de Mantenimiento Urbano ha señalado que el Ayuntamiento sigue trabajando en un segundo plan mucho “más ambicioso” que el primero.

Estos planes ha destacado Jódar tienen “una doble ventaja primero, el Consistorio consigue un ahorro porque las grandes empresas que licitan por el mismo presentan sus ofertas a la baja y segundo, las empresas de menos envergadura pueden licitar por uno o por varios lotes del total del proyecto”